Archivos Mensuales: mayo 2013

Pommez Internacional – Contraluz Contraataque (2011)

Pommez Internacional – Contraluz Contraataque (2011)

Puntaje del Disco: 7,5

  1. Contraluz Contraataque: 8,5
  2. Internacional Sofista: 7,5
  3. Weberwiese!: 7,5
  4. Va: 7,5
  5. Deseo: 7
  6. Arresto: 8,5
  7. Pingüinos: 8
  8. La Matanza: 7

Pommez Internacional, grupo proveniente de Buenos Aires nacido a mediados de la década pasada. En esta oportunidad nos encontramos con una banda que se caracteriza más por su despliegue con canciones principalmente instrumentales.

Pommez combina diversos géneros (rock alternativo, post rock, electrónica, etc.) para desarrollar su propio sonido.

Eso lo podemos apreciar en su álbum Contraluz Contraataque, en el que lo más importante son las atmósferas que logran. Hay poca interpretación vocal como comentaba, lo que si encontramos son más bien coros para acompañar sus cortes instrumentales.

En general las canciones de Contraluz Contraataque son bastante prolijas, es cierto que por momentos cada tema puede tener su tramo en el que resulta reiterativo. Pero no podemos quejarnos del nivel de las canciones, en general son decentes y muy buenas, en especial la homónima “Contraluz Contraataque” que arranca el álbum como si fuese un grupo bien abocado a lo electrónico. Pero su sonido crece poco a poco sorprendiendo al oyente. También se resalta “Arresto” uno de los mejores logrados en su combinación de estilos. Otros cortes de post rock como “Pingüinos” se destacan, y además aparecen números como la acústica “La Matanza” para demostrar su variedad.

Un buen álbum que si les interesa pueden escucharlo desde AQUÍ.

Persy

Anuncios

Aterciopelados – El Dorado (1995)

Aterciopelados - El Dorado (1995)

Puntaje del Disco: 8,5

  1. Florecita Rockera: 8,5
  2. Sueños del 95: 8
  3. Candela 8,5
  4. Bolero Falaz: 9,5
  5. No Futuro: 8,5
  6. El Dorado: 8
  7. De Tripas Corazón: 9
  8. Colombia Conexión: 7
  9. Las Cosas de la Vida: 8,5
  10. Pilas: 6
  11. La Estaca: 7
  12. El Diablo: 8
  13. Si No Se Pudo, Pues No Se Pudo: 8
  14. Siervo Sin Tierra: 7
  15. Errantes: 7,5

El Dorado (1995) es el nombre del álbum por el que Aterciopelados traspasó las fronteras de su Colombia natal para hacerse conocidos internacionalmente. A decir verdad la real causa fue su track número 4: “Bolero Falaz”, ese irresistible tema que cautivo a todos y que por varios años fue de las favoritas del MTV Latino.

Aterciopelados puso a Colombia en el mapa internacional del rock hispanoamericano. La especialidad de la banda liderada por la particular voz de su cantante, Andrea Echeverri posee la capacidad de transformar canciones de alma punk en hermosas y pegadizas melodías pop recubiertas con moderado aroma tradicional colombiano.

Entre lo mejor de El Dorado encontramos de todo un poco, algunas canciones directas como la que abre el disco “Florecita Rockera”, “No Futuro” con cierto aire punk, la balada “Las Cosas de la Vida”, el ritmo afro en “Candela”  y las roqueras “De Tripas Corazón” y “El Diablo” son un simple ejemplo de la diversidad que nos encontramos en este recordado trabajo.

Claro esta que el disco tuvo un éxito increíble en las ventas logrando vender 400.000 copias en Colombia y 600.000 a nivel internacional. Así como también crecería la figura de Andrea Echeverri como estrella de rock latino llegando a tocar con Soda Stereo en su recordado MTV Unplugged y participando en giras de bandas de la talla de Héroes del Silencio, entre otras.

F.V.

Nikita Nipone – Una Oración (2007)

Nikita Nipone - Una Oración (2007)

Puntaje del Disco: 8

  1. Una oración: 8,5
  2. Pirata: 9
  3. Robot: 8,5
  4. Contame alguna mejor: 9
  5. Es una pena: 8
  6. El santiagueño: 8
  7. No es otra cosa: 6
  8. Down: 6,5
  9. Me duele todo: 7,5
  10. Distorsión: 7,5
  11. Farfisa infernal:
  12. Paisaje: 7,5
  13. Water: 8,5
  14. Soy lo que buscas: 8,5
  15. No hay nada igual: 8
  16. Hermano: 9

Luego del EP Duro Con Ellos, llegaría el primer LP de Nikita Nipone, Una Oración, que ayudaría a consolidarlos como una de las bandas revelación ascendentes más interesantes de los últimos años.

Una Oración se caracteriza por ser un gran “despelote”. El sonido de Nikita Nipone es caótico pero entretenido. Las melodías de sus canciones no son nada lineales, tienen salidas impredecibles. Y lo raro es que en general no tienen claros estribillos. Su falta de estructura en la que combinan distintos estilos de rock, los hace originales, aunque por momentos un poco densos y sobrecargados, e incluso difíciles de quedar en el recuerdo del oyente si no se las repasa varias veces.

De todas formas lo que hace Nikita Nipone les da cierto “trademark” que los permite diferenciarse del resto de los grupos nacionales. Una Oración es un disco divertido, muy dinámico y cómico. Sus letras son bastante sardónicas, ridículas, hablan del Gatorade, del Merthiolate y Ante Garmaz como si nada.

En cuanto a sus canciones, el nivel es más bien parejo. Me gusta bastante los primeros temas: su primer corte de difusión “Una oración”, el pop acústico de “Robot” y dos de sus mejorcitas canciones “Pirata” y “Contame alguna mejor”. Sobre el final el álbum también levanta bastante, distinguiendose principalmente el bonus track “Hermano”.

Gracias a Una Oración, Nikita Nipone sería nominado en la categoría “Mejor Artista Nuevo de Rock” de los Premios Gardel y desarrollaría numerosas presentaciones confirmando su buen momento.

Y como de costumbre para empezar a escuchar su disco pueden hacerlo desde AQUÍ.

Persy

Ruben Rada – Quien Va a Cantar (2000)

Ruben Rada - Quien Va a Cantar (2000)

Puntaje del Disco: 7,5

  1. Quién va a cantar: 7
  2. Cha-cha, muchacha: 8,5
  3. Échale sal a la vida: 6,5
  4. Mi país: 8
  5. A mí lo que me interesa es…: 6
  6. Muriendo de plena: 8
  7. Necesito un amigo: 7
  8. Turismo candombero: 6,5
  9. Despertar sin alma: 7
  10. No me queda más tiempo: 9

Un símbolo del candombe uruguayo, ese es el “negro” Rubén Rada. En el año 2000 editaría el álbum “Quién va a cantar”, de gran éxito sobre todo por canciones como “Cha-cha, muchacha” y “Muriendo de plena”.

El álbum consta de 10 canciones, que en general no se destacan y pasan sin pena ni gloria, como “A mí lo que me interesa es…” o “Turismo candombero”, que pueden llegar hasta a aburrir. Un escalón más arriba se ubica la canción que le da el nombre al álbum, que por momentos resulta interesante.

Sin lugar a dudas, “Cha-cha, muchacha” y “Muriendo de plena” resultan las canciones más divertidas y más pegadizas. Y “Mi país” está cargada de mucha emotividad por el contenido de su letra.

Pero yo me quedo con la última canción del disco: “No me queda más tiempo”; un gran tema para terminar un álbum, con un fantástico estribillo que se te pega inmediatamente y quedás repitiendo una vez que se acabó el disco.

En conclusión, el disco es bastante irregular pero con varios momentos de buena música.

Néstor

Luis Alberto Spinetta – Kamikaze (1982)

Luis Alberto Spinetta - Kamikaze (1982)

Puntaje del Disco: 9

  1. Kamikaze: 8,5
  2. Ella También: 9
  3. Águila de Trueno: 8
  4. Águila de Trueno, Parte 2: 7,5
  5. Almendra: 7
  6. Barro Tal Vez: 9,5
  7. ¡Ah, Basta de Pensar!: 8
  8. La Aventura de la Abeja Reina: 9,5
  9. Y Tu Amor es una Vieja Medalla: 8
  10. Quedándote o Yéndote: 8,5
  11. Casas Marcadas: 9

Kamikaze (1982) comenzó como un proyecto de compilar temas inéditos de distintas épocas del flaco Luis Alberto Spinetta y termino convirtiéndose en uno de los puntos imprescindibles en la discografía del artista.

Según sus propias palabras: “Es un homenaje a las canciones que por esto o aquello quedaron fuera de álbumes de diversos proyectos musicales que fueron desde 1965 a 1978 y ahora se van… Por suerte han escapado también de las reediciones baratas, tan en boga últimamente, que sólo utilizan vieja producción a muy bajo costo y muy poco interés por ofrecer una buena selección y buenas tapas, etcétera.”

Una de las mejores virtudes de Kamikaze es que la instrumentación, básicamente acústica, establece una inusual proximidad con la tan particular como cautivadora voz de Spinetta, dejando ver su lado intimista como pocas veces podemos ver.

Entre los temas más destacados podemos citar algunos de soberbia factura como “Ella También”, “La Aventura de la Abeja Reina”, “Quedándote o Yéndote”, “Casas Marcadas” y la más reconocible de todas la increíble zamba “Barro Tal Vez” compuesta cuando Luis Alberto tenía tan solo quince años de edad.

Luego de un paso en falso como Only Love Can Sustain (1980), su álbum que quiso conquistar mercados angloparlantes y término en fracaso, la carrera solista del flaco comenzaría a solidificarse durante la década del ochenta donde nos ofrecerá sus mejores y más recordadas obras, lejos ya de sus legendarios grupos como Almendra, Pescado Rabioso e Invisible.

F.V.

Riff – VII (1985)

Riff – VII (1985)

Puntaje del Disco: 7

  1. La espada sagrada: 7
  2. Ex-terminador: 7
  3. Elena X: 7,5
  4. Arañas y ratas: 5,5
  5. Parece que viene bien: 6
  6. Dios devorador: 7
  7. Ojo animal: 7,5
  8. Apiádate de él, Señor: 7

Luego de unos años de ausencia, en los que parecía que Riff se había disuelto, por problemas de violencia en sus presentaciones y porque Pappo había retornado a su carrera solista, en 1985 volvería a reaparecer el grupo.

Sin embargo, el retorno sería sin Michel y Boff. Así comienza una nueva etapa de Riff con Oscar Moro en batería y JAF (Juan Antonio Ferreyra) como cantante y guitarrista.

Acá empieza el cambio más significativo en Riff, especialmente en este muchacho llamado JAF. De quien hay reconocer que tiene cualidades de cantante, sobretodo si lo comparamos con el Carpo. JAF tiene un estilo similar al de David Coverdale en sus entonaciones que en lo personal me molesta. De hecho Riff se acerca por momentos mucho más al sonido de Deep Purple de aquellos años (¿o tal vez Whitesnake por su peligroso acercamiento al Glam Metal?), aunque en otros tramos suena más a Maiden.

Con este nuevo estilo, en el ‘85 lanzarían VII, un disco que según la preferencia de cada uno puede gustar o no. Desde mi punto de vista, extraño la antigua versión de Riff. Todo bien con JAF, en “Elena X” la rompe con su espectacular voz, pero a Riff le falta ese algo intangible que tenía en sus primeros discos. Incluso podría decir que extraño a la voz grave de Pappo, aunque el prodigioso guitarrista sí canta, por lo menos en “Dios devorador”, de estribillo medio malo, pero es lo que más se acerca a Sabbath del disco.

Las canciones en sí no son nada innovadoras. Hard Rock y Metal bastante genérico, con Pappo ofreciendo sus riffs y solos de guitarra, pero en un estilo que no le sienta tan bien (volve al hard blues por favor). Y con interesantes secciones rítmicas por la incorporación del Moro. Pero el nivel de las composiciones no me dice mucho.

De esta forma VII termina siendo un disco con temas escuchables, nuevo contante, nueva formación, que en lo personal no me llama mucho la atención, pero que seguramente muchos fanáticos disfrutan.

Persy

Me Darás Mil Hijos – Aire (2008)

Me Darás Mil Hijos - Aire (2008)

Puntaje del Disco: 7

  1. Horizonte: 6,5
  2. Canción Rota: 7
  3. Collar de Flores: 7,5
  4. El Hombre: 7
  5. Lima Limeña: 6,5
  6. Paso Bien Cortito: 6
  7. Yo Me Quedo: 8
  8. Aire: 7
  9. Náufrago: 7
  10. Perro Viejo: 6,5
  11. La Mulita: 7,5
  12. Siesta: 7
  13. Noche Linda: 7
  14. Una Nena: 7
  15. Sol de Invierno: 7,5

Con una propuesta menos melancólica que en trabajos anteriores y apostando más al baile Me Darás Mil Hijos editaría su tercer material: Aire (2008).

Sin posicionarse en ningún género en particular, hacen predominar el sonido acústico que abarca boleros, tangos, baladas y algo de rock, entre otros géneros. Según su cantante Mariano Fernandez la banda fue mezclando distintos géneros hasta encontrar su sonido propio: “Creo que hay un sonido propio que se fue logrando”, y agregó “No fue una búsqueda como hallazgo, sino algo que se fue dando en el camino. Con el simple laburo y con el pasar de los años creo que se fue logrando un sonido que es bastante personal y bastante propio.”

Su segundo trabajo Un camino, Algún Lugar, fue grabado bajo la gran multinacional Sony BMG, algo que la mayoría de las bandas locales anhelan, pero a diferencia de ello Fernandez es tajante y explica: “Yo no creo que esté bueno trabajar con una multinacional. No nos dieron bola. De hecho, hay una cuestión muy burocrática: Un camino… vendió bien casi sin difusión, y creo que ni se enteraron. Y no reponen los discos en los lugares donde está agotado. La verdad que fue más en contra que a favor.” Lo que los llevó a tomar la decisión de grabar en forma independiente nuevamente.

Aire sigue el camino de sus antecesores, pero cuenta con una evolución personal de cada músico y al ser grabado en vivo cuenta con una potencia similar a cuando hacen un show.

Otra característica en Aire es el espíritu festivo en contraste con lo melancólicos con los que se los tildo en sus primeros álbumes, especialmente el primero. Algo que particularmente no es lo que más me atrajo del disco, ya que los temas simples y lentos son los que más me continúan atrapando. Con relación a esto Fernandez cuenta: “Nuestro primer disco generó cierta cosa de culto y tratamos de escaparle a eso. No nos interesa ser un grupo de culto o intelectualoso. Queríamos salir del Club del Vino. Y ahora también: la idea es llegar a la mayor cantidad de gente posible con lo que nos sale, pero así como no nos encerramos en un género no nos encerramos con nada de lo que implica el show.

Me Darás Mil Hijos continúa con su estilo, no tener ningún tipo de límite al momento de crear canciones lo que los hace sentirse cómodos en diversos géneros, estableciendo un sonido particular una mezcla de muchas cosas pero con personalidad tanto en sus melodías como en sus letras.

F.V.

La Patrulla Espacial – La Patrulla Espacial (2011)

La Patrulla Espacial - La Patrulla Espacial (2011)

Puntaje del Disco: 8,5

  1. Días Futuros: 7,5
  2. Carretera Perdida: 8,5
  3. Reverberación: 8
  4. A Través de la Noche: 9,5
  5. Blues Eléctrico: 8,5
  6. Ceremonia: 9
  7. Desorden: 9
  8. La Luz: 8
  9. Televisión: 6,5
  10. Catedral: 8

Si te gustó el primer disco de La Patrulla Espacial no podes dejar de escuchar este álbum que lo supera en calidad y los consolidad como una de las mejores apariciones de estos últimos años.

En su homónimo segundo disco, el grupo oriundo del sur argentino profundiza lo que venía desarrollando. Más rock and roll (pero no cuadrado), blues, hard rock, garage rock, space rock y psicodelia (si se fijan la tapa parece una referencia a The Piper at the Gates of Dawn de Floyd). Pappo está muy presente en su estilo rockero pero lo llevan a un nivel más allá, para no caer tanto en la redundancia de solo imitar. Y las composiciones superan a las de Todos Los Ocasos.

El disco en sí es sólido, esta lleno de muy buenos riffs y las melodías enganchan más al oyente. De esta forma empiezan a aparecer los primeros clásicos de la Patrulla. “A Través de la Noche” es el mejor tema que concibió la banda hasta ahora. Tiene una dinámica tremenda, para escuchar una y otra vez, que termina penetrando en tu mente.

Otro puntos altos son “Ceremonia” y “Desorden” dentro de un trabajo que vale la pena escuchar. Y para hacerlo pueden empezar desde AQUÍ.

Persy

El Soldado – De Cardo y Clavel (2000)

El Soldado - De Cardo y Clavel (2000)

Puntaje del Disco: 7

  1. De Cardo y Clavel: 7
  2. Felíz Cumpleaños: 6,5
  3. Pluma De Aguila: 7,5
  4. Dulce Filo De Mi Suerte: 7,5
  5. El Secreto: 7
  6. Un Tiempo En Monserrat: 7
  7. Mágica: 6
  8. Mr Power: 7
  9. Blues De Soledades Batidas: 8
  10. Efímera: 7

Según el propio Rodolfo Luis González, alias El Soldado, su tercer trabajo De Cardo y Clavel (2000) no solo es el mejor de los tres que había grabado hasta ese momento sino que es el que define como un disco de sonido más grupal.

En esta tercera producción es cierto que nos encontramos con un sonido más elaborado, con algunas variantes como el uso de sintetizadores y guitarras más logradas en mi opinión no hay canciones y melodías tan logradas como en sus discos anteriores.

Una de las razones que ampliaron el horizonte de los temas de El Soldado se debe a la incorporación al grupo del guitarrista Alberto García (ex Memphis) y el bajista Yalo López (ex Durazno de Gala), que se suman a Rubén Fernández en batería, Leonora Arbiser en teclados y Pedro Conde, en coros.

Gracias a estos primeros tres discos El Soldado es cada vez más reconocido dentro del ambiente del rock, sobre esto en una entrevista de la época declaraba lo siguiente: “Yo creo que todo se debe a que uno hace las cosas bien. Trabajo de manera independiente, y eso la gente lo reconoce”. “Uno cuando empieza a tocar tiene como una fantasía. Yo siento que es la llegada, lo querés llamar  arte, llamalo arte. Es algo. Y al poder llegar a la gente quedé fascinado”.

F.V.

Pez – Convivencia Sagrada (2001)

Pez – Convivencia Sagrada (2001)

Puntaje del Disco: 9

  1. Sveglia: 8
  2. Sol, un fantasma en la ciudad: 8,5
  3. Todo fluye al fin: 8,5
  4. El cantor: 8
  5. El haz de luz: 8,5
  6. Vientodestino en vidamar: 8,5
  7. Disfraces: 8
  8. Queseyó!: 7,5
  9. Tres preguntas y una sola respuesta: 9
  10. Caballo loco: 10
  11. Mis ideas son murciélagos negros: 9
  12. Rada: 7,5

Para su quinto álbum Pez mantendría su formación numerosa conformada por Minimal, Salvador, Fósforo, Puntoriero y Salese. Juntos decidirían hacer una especie de tributo a bandas y artistas de los setenta, una continuación de Frágilinvencible con sus diferencias. De hecho el nombre del disco, Convivencia sagrada, es en honor al nombre de un subsello de EMI dedicado, en la Argentina, a editar figuras de los setena.

Cuando nos referimos a bandas de los setenta hablamos principalmente de legendarias bandas progresivas, en donde se hace mucho foco en el aspecto instrumental. Puntoriero en flauta traversa se encarga de darle un sonido a lo Jethro Tull al disco, tal como pasa en “Sol, un fantasma en la ciudad”. Pero además aporta distinciones jazzeras con su saxofón, como en “Vientodestino en vidamar”, “Disfraces” y “Queseyó!”. Tampoco es menor lo de Salese con su sintetizador, una constante en el disco, sobre todo en el inicio de “Rada” (homenaje a Ruben Rada), que tiene la particularidad de terminar y luego de unos minutos arrancar como un tema oculto desarrollando un jam instrumental improvisado.

Otra cualidades la repartición en las composiciones dentro del grupo, aunque prepondera el liderazgo de Minimal, quien ofrece sus mejores canciones sobre el final de Convivencia sagrada. La más destacada es “Caballo loco”, un espectacular tributo a Neil Young, en el que el Ariel hace tronar a su guitarra eléctrica. También se destacan las hermosas melodías de “Tres preguntas y una sola respuesta” y “Mis ideas son murciélagos negros”.

Convivencia sagrada sería muy bien recibido por la crítica, dando muestras de porque Pez es una de las grandes bandas de la actualidad.

Persy